Categories
Español

Una encuesta británica revela que crece el rechazo a la ideología trans: ¿a qué se debe?

Los defensores de la autoidentificación han hecho repetidos llamamientos para desmantelar los controles y equilibrios que, en mi opinión, apuntalaban la aceptación que los transexuales habían dado por sentada.

Un nuevo sondeo muestra que los activistas se están perjudicando a sí mismos. Este sondeo de YouGov debería ser una llamada de atención para los activistas y políticos que han estado jugando a la política con los derechos de los transexuales. Los titulares son terribles. “Ha habido una erosión en el apoyo a los derechos de los transexuales desde 2018″, encuentra YouGov. Pero si se escarba un poco más surge una historia diferente.

El hallazgo clave para mí es que a la mayoría de la gente no le importa mucho la cuestión. De los 1751 británicos encuestados a finales de mayo, solo el 8% había prestado “mucha atención al debate trans”. Mientras tanto, dos tercios no habían prestado ninguna atención o “no habían prestado mucha atención”. Sin embargo siguen teniendo opiniones. Entre los que “no prestaron mucha atención”, el 49% sugirió que la discriminación contra las personas trans era un problema importante, frente al 37% que no estaba de acuerdo. Pero no sabemos cómo se formaron esas opiniones.

El sondeo se centró en los detalles. ¿Debería permitirse a las mujeres trans competir en deportes femeninos? El 61% está en desacuerdo. Pero eso no es una prueba de fuego para la transfobia. Yo sería uno de los 61%: el deporte está segregado porque los cuerpos masculinos y femeninos son diferentes, y siguen siendo diferentes incluso después de la transición.

Mientras tanto, una mayoría relativa (41% a 38%) sostiene que las mujeres trans no deberían poder utilizar los baños de mujeres. Y al mismo tiempo, son más las personas (39% a 36%) que piensan que las mujeres trans deberían tener acceso a los refugios para mujeres víctimas de violaciones o agresiones. No estoy de acuerdo con ellos: los refugios están destinados a las mujeres que huyen de la violencia masculina. Creo que todos los hombres deberían evitarlos.

Lamentablemente, no sabemos si los encuestados son partidarios de los refugios específicos para mujeres trans, porque no se les hizo esa pregunta. Tampoco se les planteó la pregunta crucial: “¿Se debe tratar a las personas trans con dignidad y respeto, y no de forma menos favorable que a cualquier otra persona?” Eso podría haber revelado la extensión de la transfobia en el Reino Unido, aunque por mi propia experiencia la transfobia se limita a los márgenes de la sociedad.

Sin embargo, he observado un endurecimiento de las actitudes. Resulta interesante que YouGov haya comparado los datos actuales con encuestas anteriores de 2018 y 2020. La lectura es aleccionadora: menos personas piensan que las mujeres trans son mujeres o que los hombres trans son hombres; más piensan ahora que el acceso de las mujeres trans a los espacios femeninos supone un verdadero riesgo. Hay aún más confusión: mientras que menos personas piensan ahora que debería ser más fácil cambiar de género legal, la opinión ha cambiado en contra de la aprobación de un médico o de la evidencia de que la persona trans ha “vivido en su nuevo género”, como requisitos para la transición.

Pero -significativamente, creo- menos personas piensan ahora que las mujeres trans deberían poder usar los baños de mujeres. Habría sido difícil imaginar que eso ocurriera cuando hice la transición en 2012. El transexualismo -como solía llamarse- se reconocía como una cuestión médica. A los que se nos diagnosticaba un trastorno de identidad de género, o disforia de género, se nos trataba con compasión y se nos acomodaba sin problemas.

Pero desde aproximadamente 2015, la ideología transgénero se ha convertido en una cuestión política. Los defensores de la autoidentificación han hecho repetidos llamamientos para desmantelar los controles y equilibrios que, en mi opinión, apuntalaban la aceptación que los transexuales habían dado por sentada. Desgraciadamente, los políticos y los responsables políticos han cedido ante ellos y, siete años después, estamos viendo los efectos nocivos.


Debbie Hayton

* Este artículo fue publicado por primera vez en español por Infobae el 4 de agosto de 2022: Una encuesta británica revela que crece el rechazo a la ideología trans: ¿a qué se debe?

* This article was first pulished in English by Unherd on 20 July 2022: Why the public reject trans ideology.

By Debbie Hayton

Physics teacher and trade unionist.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s